Mindfulness-Terapia

¿Qué es mindfulness-terapia?

Mindfulness-Terapia combina la práctica de mindfulness y del yoga clásico, unido a la aplicación de distintos métodos terapéuticos psicológicos y todo ello enmarcado dentro de un contexto de grupo.

El objetivo es que la persona que lo practica encuentre intuitivamente la solución al problema que le está produciendo un desajuste bien sea a nivel físico, dolores, sensaciones de ansiedad, enfermedades psicosomáticas, etc., o bien a nivel psíquico, como pueden ser baja autoestima, depresión, conductas desadaptativas, ,esquemas inadaptativos tempranos, duelos, fobias, etc.,

1.- Método de Trabajo

Mindfulness-terapia, con todas sus técnicas, tiene por finalidad el traer al que la práctica al aquí y ahora, al instante presente, a que observe su interior aceptando cualquier tipo de sensación, sin juzgar, en un intento sincero de no rehuir sus problemas, participando activamente en solucionarlos.

El organismo humano tiene los recursos suficientes para afrontar los desajustes físicos o psicológicos, sin embargo es muy común que en nuestra cultura se rechace de manera aprendida y desde la mente, de forma casi refleja, las emociones que nos incomodan. Esta dinámica mantendrá todos estos conflictos de manera latente en nuestra psique.

Mindfulness consiste en afrontar los conflictos experimentándolos, provocando comprensiones interiores sobre cómo y que pensamos y nuestro comportamiento, vivenciando las sensaciones, emociones o sentimientos que nos provocan con el fin de darle tiempo al organismo para que active sus mecanismos autorreguladores internos y los disuelva de raíz, sanándonos.

Las condiciones para cambiar nuestra respuesta emocional, automática y habitual a los conflictos aparecen cuando nos disponemos a experimentar nuestras emociones de lleno, tal cual, sin valorarlas. Los recursos de nuestro organismo transformarán radicalmente esa respuesta, reestructurando de manera profunda la vivencia de ese antiguo conflicto como algo positivo. Esta terapia se enmarca en el contexto de un grupo que tendrá la doble función de referencia y apoyo de quien la practique.

2.- Cometidos de Mindfulness-terapia

Mindfulness como terapia cumple los siguientes cometidos:

  • La acción terapéutica del mindfulness combinada con determinadas prácticas reducirá considerablemente los niveles de ansiedad de la persona aumentando por consiguiente su nivel de bienestar.
  • Aprender a manejar las emociones y los pensamientos (desde la aceptación, sin forzar, sin juzgar, con ecuanimidad y confianza), a sentir el cuerpo y a comprender como se relacionan los pensamientos, las emociones, las sensaciones corporales y nuestro comportamiento, para poder empezar a cambiar aquello que nos provoca malestar y aflicción y poder ser más felices.
  • El acompañamiento en el proceso de crecimiento personal que se manifestará inexorablemente si la persona está dispuesta a entregarse al poder curativo que emana del conflicto en el que está anclada.

 

 

3.- ¿En qué casos es aconsejada la práctica de Mindfulness-terapia?

Muchos estudios y experimentos científicos avalan la gran cantidad de beneficios que genera la práctica continuada de Mindfulness. A continuación se exponen unos pocos, pero la lista podría ser mayor:

  • Ansiedades, en distintas manifestaciones: trastornos obsesivos-compulsivos, ataques de pánico, fobia social, estrés postraumático.
  • Ansiedad debida a patologías orgánicas diversas. Desde contracturas musculares hasta la fibromialgia, pasando por hernias, el cáncer y enfermedades graves, etc.
  • Depresiones.
  • Dolor crónico.
  • Trastornos de la alimentación: bulimia y anorexia.
  • Autoestima baja.
  • Insomnio.
  • Dificultad a la hora de integrar vivencias de experiencias transpersonales: emergencias espirituales.
  • Crisis existenciales.
  • Procesos de duelo.
  • Adicciones.
  • Problemas con las relaciones sociales
  • Crecimiento personal

Mindfulness-terapia trata de ir a la raíz de los conflictos que generan los cuadros de ansiedad, y acompaña en el afrontamiento sincero y valiente de quien la práctica, con el fin de reducir o erradicar los niveles de ansiedad.

Estamos hablando de una terapia que enfoca los trastornos generados en y por una cultura, la nuestra, excesivamente racional, con una óptica distinta. Una visión que permite afrontar de manera holística, sin quedarse en la superficie sintomática, las circunstancias primeras que nos provocan estos desajustes psicosomáticos

4.- Metodología

Antes de la incorporación  a las clases de grupo, tenemos una entrevista personal con la persona interesada. Es imprescindible conocer un poco de cada persona para saber si tiene alguna dolencia, física o psíquica que sea incompatible o contraindicada para la práctica del mindfulness y del yoga.

Si a la persona la consideramos apta para la práctica, entonces nos citamos un dia con ella para impartir individualmente una clase de iniciación a la práctica del mindfulness y del yoga.

Las sesiones tienen una duración de dos horas, repartidas en las siguientes fases:

1.- Rueda de autodiagnóstico (30 minutos)

Se comienza con una meditación en círculo, seguida después por un breve escáner corporal, para que cada cual observe y sienta donde está ubicado/a en su propio proceso y como ha venido a nivel físico-emocional a la sesión.

Tras ello, cada persona (quien lo desee, no es obligatorio) compartirá brevemente con el grupo su sentir. El grupo escuchará con atención y desde el corazón a los distintos intervinientes sin emitir ni juicios ni opiniones, manifestando una actitud abierta de total comprensión y aceptación.

Si el instructor lo cree conveniente, podrá tratar de matizar algo de lo expuesto por alguno de los intervinientes con el fin de afinar lo expuesto.

2.- Sesión de Yoga clásico (30minutos)

Son ejercicios muy básicos de yoga y nada acrobáticos que cualquier persona de cualquier edad y condición física puede realizarlos. Ayuda a tomar conciencia y a integrar lo compartido y escuchado en la rueda de diagnóstico, a rebajar la ansiedad, a aprender a respirar y a tomar conciencia de nuestro cuerpo.

3.-Sesión práctica (1hora)

En esta parte de sesión se efectuaran diversas prácticas de mindfulness y dinámicas de grupo terapéuticas.

Entre las meditaciones guiadas que se aplicaran:

  • Meditación en la respiración consciente
  • Meditación en las sensaciones corporales
  • Meditación consciente en los pensamientos
  • Meditación en las emociones
  • Meditación del lago y de la montaña
  • Meditación en las sensaciones de ansiedad
  • Meditación del amor y la bondad
  • Meditación Antar Mouna
  • Meditación en la impermanencia
  • Meditación en la compasión, y otras muchas más.

También se aplicaran técnicas psicoterapéuticas de la Gestalt, Bioenergética, visualizaciones guiadas, de la Terapia de esquemas, técnicas de relajación, respiración con música evocativa, técnicas de imaginería guiada, entre otras muchas.

Después de cada practica dejamos unos minutos para comentar (quien desee hacerlo) la experiencia que ha tenido y los últimos 10 minutos de la sesión los dedicamos para hacer una relajación profunda o una meditación en silencio para acabar con un abrazo en grupo (quien desee hacerlo), ya que la energía del abrazo es sanadora ya de por sí.